EL 70 % DE LOS ESTADOUNIDENSES DESCONOCE LA ENFERMEDAD VASCULAR FRECUENTE QUE ES UNA DE LAS PRINCIPALES CAUSAS DE AMPUTACIÓN

0
599

La Asociación de Cardiólogos Negros, la Sociedad de Angiografía e Intervenciones Cardiovasculares, la Sociedad de Radiología Intervencionista y la Sociedad de Cirugía Vascular se unen en la PAD Pulse Alliance para instar a la población a tomar conciencia con la campaña de información sobre la arteriopatía periférica “Get a Pulse on PAD” .

WASHINGTON, 8 de febrero de 2024 /PRNewswire-HISPANIC PR WIRE/ — Según una nueva encuesta nacional publicada hoy por la PAD Pulse Alliance, el 70 % de los estadounidenses desconoce la arteriopatía periférica (en adelante “PAD”, por sus siglas en inglés), la enfermedad vascular más frecuente en la que las arterias de las piernas se estrechan y se reduce o interrumpe el flujo sanguíneo, lo que explica las 400 amputaciones que se realizan cada día en Estados Unidos. Los principales factores de riesgo de la arteriopatía periférica son varias enfermedades crónicas comunes que afectan de forma desproporcionada a las comunidades desfavorecidas. Sin embargo, entre los adultos hispanos y negros, casi el 80 % afirma no haber hablado nunca con un médico o profesional sanitario sobre la arteriopatía periférica, lo que pone de manifiesto la necesidad de iniciar la conversación. “Esta nueva información es especialmente preocupante entre las personas de mayor riesgo y se conoce en un momento en el que la asombrosa cifra de 1 de cada 20 estadounidenses mayores de 50 años padece arteriopatía periférica”, declaró el presidente del SCAI, George D. Dangas, MD, PhD, MSCAI. “La encuesta confirma lo que nos temíamos: millones de personas no disponen de las herramientas necesarias para conversar con los profesionales sanitarios, porque los pacientes desconocen sus riesgos y los signos y síntomas más comunes. Por eso animamos a todas las personas con los principales factores de riesgo, que son la diabetes, la hipertensión arterial y el consumo de tabaco, a que conozcan sus “tres factores para la PAD” y hablen con su médico”. Los tres principales factores de riesgo de la arteriopatía periférica son la diabetes, la hipertensión arterial y el consumo de tabaco. Los diabéticos tienen entre tres y cuatro veces más probabilidades de padecer PAD, mientras que entre el 35 y el 55 % de las personas con PAD tienen también hipertensión arterial. Resulta alarmante que el 80 % de los pacientes con PAD sean fumadores o lo hayan sido en el pasado.

Los datos de la encuesta realizada por la PAD Pulse Alliance ponen de manifiesto la desconexión existente entre los factores de riesgo y el riesgo de padecer arteriopatía periférica que perciben las personas. Casi el 75 % de los adultos negros e hispanos encuestados afirman tener o conocer a alguien que padece diabetes, hipertensión arterial o es fumador, pero tan solo el 30 % cree que podría estar en riesgo. Esto contrasta fuertemente con el impacto en el mundo real. Los negros tienen el doble de probabilidades de padecer PAD y hasta cuatro veces más de sufrir una amputación en comparación con los blancos. Los hispanos presentan una PAD más progresiva, lo que conlleva peores resultados, incluido un mayor riesgo de amputación.

“Las inquietantes variaciones en la prevalencia, los tratamientos y los resultados de la PAD ponen de manifiesto otra consecuencia peligrosa de la brecha de equidad sanitaria en la gestión de las enfermedades crónicas”, señaló Foluso Fakorede, MD, director ejecutivo de Cardiovascular Solutions of Central Mississippi, copresidente de la Iniciativa sobre la PAD de la Asociación de Cardiólogos Negros. “Es fundamental que las comunidades marginadas por motivos raciales y étnicos y los proveedores que las atienden tomen conciencia de ello para cerrar la brecha. Esta campaña forma parte de una iniciativa en este sentido, pero será necesario mantener una conversación continua para garantizar que nos dirigimos a los pacientes allí donde se encuentran con las herramientas y los recursos que necesitan”.

Con demasiada frecuencia, los signos y síntomas de la arteriopatía periférica pueden pasar desapercibidos o descartarse con facilidad. El dolor de piernas que aparece al caminar y desaparece con el reposo es uno de los primeros síntomas de la PAD. Sin embargo, casi todos los encuestados (91 %) dicen que descartarían el dolor por considerarlo parte del envejecimiento.

“La detección de la arteriopatía periférica es fácil, rápida y no invasiva. Sin embargo, esta encuesta confirmó que no se mantienen conversaciones cruciales entre pacientes y proveedores de atención sanitaria sobre los síntomas comunes”, explicó la presidenta de SIR, Alda L. Tam, MD, MBA, FSIR, radióloga intervencionista y profesora del Departamento de Radiología Intervencionista del Centro Oncológico MD Anderson de la Universidad de Texas en Houston. “Si educamos a más personas sobre los factores de riesgo y los primeros signos de alerta asociados a la PAD, tenemos la esperanza de poder fomentar antes el diálogo entre proveedores y pacientes para poner en marcha la detección y el tratamiento, lo que en última instancia evitará amputaciones y salvará vidas”.

Ante el aumento de las tasas de amputación y la falta de toma de conciencia, cuatro importantes sociedades médicas vasculares y cardiacas (la Asociación de Cardiólogos Negros, la Sociedad de Angiografía e Intervenciones Cardiovasculares, la Sociedad de Radiología Intervencionista y la Sociedad de Cirugía Vascular) se unieron en la PAD Pulse Alliance para sensibilizar a la población sobre la PAD y animar a los pacientes a preguntar a sus médicos: ¿podría ser PAD? La campaña “Get a Pulse on PAD” (Tome el pulso a la arteriopatía periférica) está diseñada para educar a las personas sobre los factores de riesgo y los posibles síntomas, al tiempo que anima a los pacientes a ocuparse de su salud iniciando la conversación con su médico.

“La colaboración entre estas sociedades médicas demuestra el impacto devastador que la PAD puede tener en las personas, las familias y comunidades enteras si no se diagnostica y trata precozmente y, lo más importante es que el tratamiento precoz suele consistir en medicación y cambios en el estilo de vida”, declaró Joseph L. Mills, MD, DFSVS, presidente de la Sociedad de Cirugía Vascular. “Esperamos que los equipos asistenciales sigan colaborando para garantizar un diagnóstico precoz y adecuado con el objetivo último de mejorar los resultados para los pacientes”.

Aspectos más destacados de la encuesta

Casi el 70 % de los estadounidenses desconocen la PAD y sus riesgos devastadores.
Casi todos los encuestados (91 %) consideraban que el dolor era propio de la edad, pero el dolor en la pierna al caminar, que desaparece con el reposo, es uno de los primeros síntomas de la PAD.
Más de la mitad (53 %) de los encuestados esperarían más de una semana con un dolor de piernas continuo para consultar a su médico.
Casi ocho de cada 10 negros e hispanos nunca han hablado con un médico o profesional sanitario sobre la PAD.
Tres cuartas partes de los adultos hispanos tienen uno o más factores de riesgo de padecer PAD o conocen a alguien con uno o más factores de riesgo, pero el 70 % cree que no corre riesgo de desarrollar PAD.
Acerca de la campaña “Get a Pulse on PAD”:
Apoyada por la PAD Pulse Alliance, la campaña “Get a Pulse on PAD” (Tome el pulso a la arteriopatía periférica) aspira a educar y sensibilizar sobre los factores de riesgo y los posibles síntomas de la arteriopatía periférica, la enfermedad más debilitante de la que mucha gente nunca ha oído hablar. Queremos capacitar a los pacientes para que puedan ocuparse de su salud iniciando una conversación con su médico.

La iniciativa está presidida por destacados expertos que representan a diversas especialidades de la medicina vascular e intervencionista:

Foluso Fakorede, MD, director ejecutivo de Cardiovascular Solutions of Central Mississippi
Kumar Madassery, MD, FSIR, director del Programa de Intervención Vascular Periférica y CLI del Centro Médico de la Universidad Rush
Eric A. Secemsky, MD, MSc, RPVI, FSCAI, director de intervención vascular en el Instituto Cardiovascular del Centro Médico Beth Israel Deaconess
William Shutze, MD, cirujano vascular de Texas Vascular Associates

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here